Mitos sobre la seguridad de las motocicletas

Los accidentes ocurren, pero con un poco de conocimientos y una planificación avanzada, puedes asegurarte de contar con el seguro de motocicleta adecuado y de estar lo más seguro posible al disfrutar de tu viaje. Estos son algunos de los mitos más comunes sobre la seguridad de las motocicletas que debes conocer.

El fuerte volumen salva vidas.

Si bien el fuerte sonido de tu motocicleta es una de las cosas más atractivas de conducirla, recuerda la importancia de estar atento a los sonidos en el entorno, como las sirenas y otros vehículos. Desarrolla conciencia de estos sonidos para reducir el riesgo de accidentes.

Los cascos no ayudan.

Equivocado. Los cascos de motocicleta ayudan. Las investigaciones han demostrado que los cascos reducen el riesgo de lesiones al absorber golpes e impactos. No te arriesgues a hacer de un accidente menor uno serio: usa un casco de calidad e insiste en que todos los que viajen contigo también lo usen.

Los cascos duelen.

Existe mucha información errónea sobre los cascos que bloquean la visión o que rompen el cuello. Cuando llegue el momento de comprar un casco, haz la tarea e invierte en lo mejor. Recuerda, aún los cascos más novedosos pueden proporcionar muy poca protección. No confundas lo que se ve bien con lo que es seguro. Si no estás seguro de cuál tipo de casco es mejor, visita el Department of Motor Vehicles local y solicita una copia de las "Calificaciones de seguridad de cascos" o visita Snell Memorial Foundation, una organización sin fines de lucro dedicada a la investigación, la educación, las pruebas y el desarrollo de las normas de seguridad de los cascos.

Los consejos mencionados anteriormente son solo para uso informativo. Consulta el contrato de tu póliza de seguro para obtener información específica sobre tus coberturas y los términos, condiciones y exclusiones reales. Las declaraciones anteriores son de naturaleza general y pueden o no reflejar los términos reales de tu póliza de seguro.